ENSALADILLA MOSCOVITA

Una ensaladilla de Verano para las dietas cuando hace calor…

Un juego de palabras para crear una ensaladilla «rusa» sin patata.

INGREDIENTES

  • Guisantes congelados 100 grs.
  • Zanahoria 75 grs.
  • Maíz dulce  ½ latita
  • Pimiento rojo ½ unidad mediana
  • Tomate maduro
  • Cebolla de ensalada (opcional)
  • Fiambre de pavo o Atún al natural ( según la dieta y recomendaciones del nutricionista)

REALIZACIÓN

1.- Pondremos 1.5 agua a hervir y cuando este hirviendo retiraremos aproximadamente 0.5 l a otra olla. La segunda olla también la pondremos al fuego.

2.- En la primera olla pondremos los guisantes a cocer con sal. Cocer el tiempo que marque la bolsa del productor, que suele ser sobre los 10 min.

3.- por otro lado, pelaremos la zanahoria y la cortaremos a daditos del tamaño aproximado de los guisantes. Coceremos con sal por espacio de 10 min. Deben de quedar cocidos pero “al dente”.

4.- Cortar el tomate y los pimientos a daditos del mismo tamaño que los guisantes.

5.- Una vez que estén cocidos los guisantes y la zanahorias, los escurrimos y los juntamos. Dejaremos enfriar fuera de la nevera.

6.- Por último, juntamos todos los ingredientes en un bol. Rectificamos de sal y metemos en la nevera por espacio e varias horas.

7.- A la hora de servir, la apañaremos con aceite y vinagre de jerez. Se puede servir también sobre una juliana de lechuga.

ENSALADA DE JUDIAS VERDES

INGREDIENTES PARA LA ELABORACIÓN DE LA ENSALADA DE JUDÍAS VERDES

  • Judías verdes.
  • Cebolla tierna.
  • Tomates.
  • Aceite.
  • Sal.
  • Vinagre.

ELABORACIÓN

  • Para comenzar  trocearemos la cebolla tierna y la tendremos una hora macerando con aceite, vinagre y sal.
  • Mientras cocemos las judías verdes, una vez  cocidas las dejamos enfriar.
  • Cortamos el tomate a daditos .
  • Añadiremos los daditos de tomate a la maceración de cebolla. Una vez que las judías se hayan enfriado, serviremos en plato.

Esta receta es perfecta para el verano, por lo refrescante que es,  ademas el tomate estará en plena temporada,  y si tenéis la oportunidad de coger tomates y cebollas ecológicos, el sabor sera espectacular.

Como veis es una receta muy fácil y rápida, Nos ayudaras a agilizar mucho a la hora de las comidas. Incluso podemos dejarla preparada de un día para otro con los ingredientes por separado y unirlos en el momento de comerla.

Otra alternativa es con tomates cherry y le podemos añadir un poquito de orégano para que tenga un sabor mas provenzal.

Propiedades del orégano

El orégano tiene un alto contenido el calcio, lo que nos viene fenomenal para nuestro huesos, también tiene un alto contenido el hierro, nos ayuda con la anemia. Por su alto contenido el potasio nos ayuda a tener un buena circulación por lo tanto tiene efecto en nuestra tensión arterial.

Podríamos hacerla con con cualquier tipo de judía, con la de uso común o la boby.

Propiedades de la judía verde

La judía verde tiene una de las propiedades mas curiosas. iEs que por fuera es una hortaliza y por dentro casi una legumbre!. No es solo lo depurativa que es sino que nos aporta muchas vitaminas y sales minerales. También tiene un alto poder para mantener los niveles de azúcar  y colesterol de de nuestro cuerpo. Por sus bajo nivel de sodio evita la retención de liquido.

PISTO MANCHEGO

INGREDIENTES PARA EL PISTO MANCHEGO

  • 5 tomates maduro
  • 3 Pimientos rojo
  • 4 Berenjenas
  • Aceite de oliva
  • 2 dientes de ajo

ELABORACIÓN

  • Comenzaremos lavando bien los ingredientes
  • Ahora que estan bien lavados, se impregnan las manos de aceite y se  extiende por cada uno de los ingredientes, asegurándonos de que hemos extendido bien el aceite.
  • Cuando ya están bien impregnados, los colocamos en un bandeja de horno y los horneamos hasta que estén asados, para saber que están bien asados basta con ver que las pieles están sueltas y rugosas .  La temperatura adecuada del horno seria a partir de 150 grados.
  • Una vez asados, dejamos enfriar y los pelamos.
  • Antes de trocearlos, escurrir un poquito para que no queden tan caldoso pero eso al gusto de cada uno y añadimos aceite y oliva y un par de dientes de ajo cortados en trocitos pequeños.